viernes, 15 de septiembre de 2017

“GRACIAS A BanCO2 EL CAUDAL DE MI QUEBRADA AUMENTÓ”



BENEFICIADAS 18 FAMILIAS DEL CORREGIMIENTO EL LIMONAR EN DAGUA



Personas y empresas pueden compensar su huella de carbono apoyando a campesinos que cuidan los bosques. Harinera del Valle, Gases de Occidente, Siesa y Postobón ya entraron al esquema.
 

B-300 Dagua 14 de septiembre de 2017 

“Estar en el Esquema BanCO2 es una bendición”, dice agradecida Herminia Zamorano, quien ha visto crecer el caudal de la quebrada que pasa por su predio. Esta dagueña de 74 años, viuda hace cuatro meses y madre de ocho hijos se beneficia de este sistema en el que personas y empresas pueden compensar su huella de carbono, apoyando a campesinos que cuidan los bosques. 

Herminia vive en la finca La Floresta del corregimiento El Limonar, donde cada mañana, muy temprano, se levanta a, como dice ella: “echarle ojito a mis gallinitas que me ha dado BanCO2” antes de realizar sus labores cotidianas del hogar. 

Los predios escogidos para esta compensación por servicios ambientales son aquellos en los que se pueden hacer trabajos o reconvertir actividades productivas de forma que se beneficie el medio ambiente. En este caso se buscó mejorar en ´La Floresta´ el caudal de la quebrada que la atraviesa, así como recuperar el suelo del terreno que el fallecido esposo de Herminia había alquilado para el cultivo de piña.

“El agüita ha aumentado bastante, gracias a los árboles que se han sembrado cerca a la quebrada y al aislamiento. Además estoy muy contenta porque también, gracias al proyecto, tengo unas gallinitas ponedoras, las cuales me ayudan para mi sustento diario con la venta de los huevos”, dice Herminia Zamorano.

La empresa Harinera del Valle, que tiene una de sus plantas en la cabecera municipal de Dagua, es la que está compensando la huella ambiental de su actividad productiva aportando dinero a esta y otras familias a través del esquema BanCO2.

Marcela Ferrero, gerente de asuntos corporativos de Harinera del Valle, afirma que “lo interesante de este proyecto como empresa privada no es solo realizar una donación por cumplir el tema de responsabilidad social empresarial, sino todo el trasfondo en educación ambiental, cambiarle el pensamiento a las personas de conservar su bosque para un beneficio futuro”.

“Además, desde el momento que conocimos BanCO2 y con la explicación del Director General de la CVC en dicho evento, nos convencimos y decidimos convertirnos en una de las empresas que se vinculara el proyecto, para así mitigar la huella de carbono, que se produce por tener nuestra planta en la cabecera municipal de Dagua”. 

El esquema BanCO2 se inició en el 2013 en el departamento de Antioquia y ahora está en el Valle del Cauca. En lo corrido de este 2017 se han vinculado 18 familias de las cuales actualmente ocho ya reciben pagos.

“Estamos realizando la prueba piloto en el municipio de Dagua en la microcuenca La Española, corregimiento El Limonar, la meta que nos hemos propuesto como Corporación es expandir el esquema BanCO2 en todo el territorio, vinculando, como mínimo, al finalizar este año 40 familias”, afirma Rubén Darío Materón Muñoz director general de la CVC.

Como la de Herminia Zamorano, la CVC a través de su esquema BanCO2 continuará “transformando vidas, conservando territorios”.

Síganos en Twitter @CvcAmbiental, en Facebook CVCambiental y en nuestros canales youtube.com/informativocvc o youtube.com/cuentosverdes y en Instagram como cvc-ambiental

Redactó: Karol Vivian Arango Muriel – Comunicaciones CVC
Revisó: Hermann Bolaños –Beatriz Canaval. 



0 comentarios:

Compartelo

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More